En esta navidad da el mejor regalo la bondad.

El vivir un estilo de vida donde seamos conscientes del increíble impacto positivo que podemos tener en los demás, trae cambios sustanciales a la existencia de una persona. Un ser humano que contribuye a la vida de otros, obtiene tantas cosas, que a veces deberíamos pensar que no hay acto más egoísta que un acto de bondad.

La bondad es un valor que viene desde lo más profundo del corazón de una persona. Es el tener una inclinación natural hacia hacer el bien y tener un genuino interés por otros y sus necesidades. Es a través de la bondad, de la empatía, de dar y compartir como una forma de vida, que una persona puede alcanzar la riqueza espiritual y emocional.

Las recompensas de la bondad son inmensas, no hay sentimiento que se compare con la alegría de compartir con otros y saber que les has aportado algo. Puede ir desde una buena tarde de compañía, un consejo, alguien en quien apoyarse, una risa interminable o simplemente una cálida sonrisa.

Esta cualidad debe ser cultivada por cada uno de nosotros. Debe ser algo que nazca de manera genuina, no fingida, sino se pierde su esencia. La bondad es espontánea y de ninguna manera tiene que sentirse forzada.

En Fundación Dove® para el Autoestima queremos hablarte en esta ocasión de los actos de bondad. Aquellos actos desinteresados que demuestran nuestra benevolente naturaleza y que nutren nuestra autoestima y la de otros. Reflexiona. ¿Cuándo fue la última vez que ayudaste a alguien? Haya sido un gran gesto o un pequeño detalle que iluminó el día de alguien más, ¿cómo te hizo sentir? Probablemente muy bien.

Recuerda que el ser bondadoso influye en el tipo de persona que queremos ser. Representa el saber dar sin esperar nada a cambio, y ofreciendo apoyo a quien lo necesita. Es saber entender las circunstancias que han puesto a esa persona en esa determinada situación, sin exigir explicaciones o una justificación, y buscando la manera de ayudarla.

A continuación te ofrecemos unos tips para fomentar esta cualidad tan maravillosa en tu vida diaria:

¡Sonríe! No hay cosa más contagiosa y positiva para otros que una buena sonrisa.

Trata a los demás con el mismo respeto y compresión que te gustaría recibir.

Se empático, trata de ponerte en las circunstancias de otros.

Realiza actos desinteresados, no pienses en los beneficios que te pueden traer a ti, sino lo que puede traer a otros.

Siempre trata de ver las cosas buenas de la vida y ten una actitud positiva.

Finalmente la bondad, como diría el escritor y poeta Henry David Thoreau, es la única inversión que nunca quiebra. Siempre ayudará a alguien y repercutirá en la persona que la ejerza.

“La ciencia moderna aún no ha producido un medicamento tranquilizador tan eficaz como lo son unas pocas palabras bondadosas.”-Sigmund Freud

Acerca Redaccion

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Presentan nuevo dispositivo para solucionar problemas de infertilidad

Ovario.mx .-Merck, compañía líder en ciencia y tecnología, desarrolló un dispositivo que ofrece una solución …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *