La importancia de un diagnóstico preoperatorio en tumores de mama

Por: Dr. Mauricio Canavati Marcos

CancerdeMama.mx.- La mamografía y el ultrasonido juegan un papel muy importante en la detección oportuna del cáncer de mama a escala mundial. Es un método relativamente económico, de gran utilidad para la detección oportuna del cáncer, aceptado y reconocido por la OMS. Esto adquiere mayor relevancia cuando se revisan las estadísticas de cáncer de mama y se reconoce una elevada morbimortalidad. México no es ninguna excepción, ya que el cáncer de mama es la principal causa de muerte por cáncer en las mujeres desde 2005, sobrepasando al cáncer cervicouterino, que era reportado como la principal causa de cáncer en México en años previos.

La mastografía y el ultrasonido, en conjunto con el BI-RADS, nos ayudan a clasificar las lesiones de mama con respecto al riesgo de presentar cáncer, de acuerdo con los hallazgos morfológicos radiológicos, y nos orientan respecto de la conducta a seguir, ya sea el control anual, la vigilancia a corto plazo o la biopsia de mama

El diagnóstico preoperatorio, basado en la toma de muestras de tejido de los tumores de mama antes de un tratamiento definitivo para la cirugía del cáncer de mama o lesiones premalignas, es considerado el estándar de oro.

Para establecer el diagnóstico preoperatorio de tumores de mama, realizamos biopsias de mama guiada por imagen, ya sea por ultrasonido, siempre y cuando la lesión sea detectable por éste método, que es el método más sencillo y menos incómodo para las pacientes, en caso de que la lesión sea vista solamente por mamografía (microcalcificaciones o distorsiones), la biopsia se hace a través de estereotaxia.

Este tipo de biopsias se realizan bajo anestesia local, son ambulatorias, causan poca molestia a los pacientes, y tiene poca incidencia de complicaciones. La manera de realizarlas, es primero revisar los estudios de imagen, se localiza la lesión bajo el método de imagen seleccionado, se aplica anestesia local en la piel y en el tejido mamario, se hace una incisión de 1 mm para introducir la aguja de biopsia, que es de calibre grueso, se toman entre 4 y 6 biopsias (tru-cut), se aplica hielo posterior al procedimiento, las muestras se envían a patología y en un periodo de 48 a 72 hrs se tiene el resultado.

Alrededor del 90 al 95% de las veces, los diagnóstico se podrán hacer con estos métodos, sin embargo, en un pequeño porcentaje de los casos será necesaria la biopsia quirúrgica para llegar a un diagnóstico.

Las ventajas del diagnóstico preoperatorio son múltiples:

•Permite planear una cirugía oncológica definitiva (mejor resultado oncológico y cosmético).

•Información preoperatoria de la enfermedad y discusión de las opciones de tratamiento.

•Disminuye la angustia de los pacientes al entrar al quirófano, ya que no hay incertidumbre al momento de la cirugía.

•Hay más posibilidad de tener márgenes libres al realizar una cirugía conservadora de mama.

•Permite planear una reconstrucción mamaria.

•Permite planear el tratamiento, en caso de requerir quimioterapia neoadyuvante (antes de la cirugía).

•Menos procedimientos quirúrgicos para tratar la enfermedad, contra aquellos que realizan la biopsia quirúrgica.

•Este tipo de biopsia “no siembra el tumor”.

•Es posible evitar cirugías en caso de lesiones benignas.

•Tiene menor costo que la biopsia quirúrgica.






Acerca Redaccion

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

Las Abogadas de las Mujeres han apoyado en la apertura de más de 25 mil carpetas de investigación por delitos como violencia familiar

DiariodelaCiudad.mx.- En abril, el Semáforo Epidemiológico en amarillo permitió que las atenciones en las LUNAS …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *